Breitling for Bentley

Bentley Flying B Chronograph

BAJO EL SIGNO DE LA B ALADA

Con su caja rectangular combada, su cristal biselado, sus pulsadores de báscula perfectamente integrados y sus tres contadores cuadrados, el Flying B Chronograph se afirma como una creación que conjuga audacia y originalidad. Las esferas finamente labradas con ese sentido del lujo y el refinamiento que distingue a todas los relojes Breitling for Bentley, presentan un centro grabado en «guilloché» inspirado en la emblemática calandra británica. Los índices radiales y el número XII de gran tamaño se adornan con incrustaciones de nácar, una auténtica obra de orfebre. La parte exterior de las esferas ostenta los colores de las carrocerías Bentley. El fondo de la caja lleva grabada la célebre «B alada» que durante largo tiempo fue el mascarón de proa de los más prestigiosos automóviles del otro lado del Canal de la Mancha. El Bentley Flying B Chronograph lleva alojado dentro de su caja de acero un movimiento de cronógrafo automático oficialmente certificado cronómetro por el COSC, con calendario de grandes ventanillas dotado de dos indicadores distintos, uno para las decenas, el otro para las unidades.